domingo, 3 de enero de 2016

La lista de regalos



¿Alguna vez pensaste igual que Guille cuando escribiste tu cartita para Papá Noel o los Reyes Magos? ¡Seguramente si! Nos gustaría que nos regalen todo lo que queremos, y cuando eso no sucede, algunas veces, o casi todas… nos enojamos o ponemos tristes.
Sin embargo, eso no sucedió cuando los magos llevaron los regalos a Jesús.  ¿Qué le regalaron? “… abrieron sus cofres de tesoro y le dieron regalos de oro, incienso y mirra.” (Mateo 2:11) ¿Qué son esos regalos? ¿Son regalos para un niño? Seguramente nos parecen raros esos regalos para un bebé… sin embargo tienen un significado muy importante.
Los sabios le regalaron:

Oro. Es un metal precioso que tiene mucho valor y era el regalo que se elegía para los reyes. Entonces, cuando los sabios le dieron este regalo al niño Jesús estaban reconociendo que era un Rey. La Biblia dice que es un Príncipe de Paz, el más importante de todos.

Incienso. Es una mezcla de sustancias que tienen aromas y que se utilizaban en los templos  para adorar a Dios. Los sabios sabían que Jesús es el Hijo de Dios, es Dios mismo, y por eso le daban ese regalo.

Mirra. Es una sustancia que se usaba como perfume o como medicina. Los sabios sabían  que Jesús había venido para curar, para sanar a las personas, para salvarlas de sus pecados. Lo reconocían como el Salvador, el que puede librarte de la enfermedad más fea, el pecado.

Todos estos regalos eran muy costosos, tenían mucho valor, no solo por su significado sino por su utilidad. ¡Qué bueno que es Dios! Aunque pensemos que estos no son regalos para un niño, fueron muy importantes para los cuidados de Jesús!

Vos ya pensaste… ¿Qué vas a regalarle a Jesús? Esta Navidad es un cumpleaños más de Jesús. ¿Ya pensaste? Él no quiere ni dinero, ni oro, ni playstation, ni Tablet, ni Ipod... Lo que más le interesa a él es tu corazón, es ser tu amigo, es poder demostrarte todo lo que te ama.

Pero seguramente en su lista él escribiría estos regalos:

Obediencia.   Dice la Biblia: “... es necesario obedecer a  Dios...” (Hechos 5:29) Muchas veces escuchaste lo que dice la Biblia que Dios quiere que hagas. Dios quiere que obedezcas a tus padres, quiere que digas la verdad, quiere que ames a tu prójimo...  Como regalo puedes darle tu obediencia. ¿De qué otras maneras podemos obedecer a Dios?

Un tiempo con él: Dios quiere hablarte, pero también quiere escucharte. Cuando lees la Biblia, o escuchás una clase en que te cuentan lo que dice, estás escuchando a Dios.  Pero cuando vos orás, estás hablando con él. Aunque no lo creas, quiere escucharte todo el tiempo. La Biblia dice: “... orando en todo tiempo...” (Efesios 6:18) Quiere que le cuentes las cosas lindas que te pasan, quiere que le cuentes lo que te pone triste, lo que estás necesitando, quiere que le digas “gracias” por lo que te da cada día... Quiere que hables con él como con un amigo. ¡Qué lindo regalo para Jesús!

Amor: ¿Cómo podemos darle amor a Dios? Dice la Biblia que lo que le hacemos a otra persona, es como si se lo hiciéramos a él. Por lo tanto si le damos amor a los que nos  rodean, se lo estamos dando a él. Si comparto mis cosas con mis compañeros, le demuestro amor a Jesús. Si ayudas a un amigo cuando te necesita, también le demuestras amor a Jesús. Si juegas con todos los niños, sin dejar a ninguno de lado, también estás amando a Jesús. ¿Se te ocurren otras maneras de demostrarle amor a Jesús?

Jesús ya escribió su lista… ¿tú que vas a hacer? ¿Vas a darle estos regalos? 


7 comentarios: